LA TENDINITIS O TEN0SINOVITIS DE QUERVAIN: SÍNDROME DE LA MADRE PRIMERIZA

La Tendinitis o Tenosinovitis de Quervain debe su nombre en honor al cirujano suizo Fritz de Quervain. Afecta con mayor frecuencia a las mujeres entre 35 y 55 años de edad que tienen mayor capacidad para angular la muñeca. Suelen ser madres de niños entre los seis meses y 2 años de edad porque el gesto de levantar al bebe provoca la aparición de la tendinopatía. Este último hecho está relacionado con la retención de líquidos.

Existe mayor riesgo en personas diabéticas y personas con actividades repetitivas que impliquen el uso frecuente del pulgar con desviación lateral de muñeca. También se puede ocasionar por un traumatismo directo.

LA CAUSA

Se debe a la irritación e inflamación de la vaina que recubre a los tendones de los músculos extensor corto del pulgar y abductor largo del pulgar, que pasan por el borde externo (borde radial) de la muñeca y llegan hasta la base de la falange proximal y lado externo del primer hueso metacarpiano.

Al inflamarse la vaina dificulta el correcto desplazamiento de los tendones a través de la vaina y entre ellos mismos, provocando que los movimientos del pulgar y de la muñeca sean dolorosos.

La causa de origen traumático representa el 25% de los casos provocando rotura de fibras de colágeno (tejido de lo que está compuesto el tendón y el retináculo extensor que es la sujeción en la muñeca, por donde a pasan los tendones con su vaina) del retináculo extensor o del cuerpo de los tendón de estos dos músculos, cuyo proceso reparador puede provocar una cierre del canal por donde pasan.
También considerar la formación de un hematoma, que ocupa espacio dentro del compartimento y dificulta el deslizamiento de estas dos estructuras a través del canal y entre sí.

Los factores predisponentes de las tendinopatías en el primer compartimento del retináculo flexor donde se encuentran los tendones de extensor corto y el abductor largo son los siguientes:
– Por sobreuso.
– Debilidad o desequilibrio de la musculatura.
– Laxitud ligamentaria ocasionando inestabilidad de la muñeca.
– Realización de patrones de movimiento inadecuados.
Esto ocurre en la mayor parte de los trabajos realizados con la mano, en los que solicita la realización de la pinza de la mano como: escribir en papel o en teclado, trabajo manuales en cadenas de producción, tocar un instrumento y otras actividades similares.

 

SINTOMATOLOGÍA

Inicialmente se caracteriza por dolor en la cara dorsal del pulgar al realizar algún movimiento con el dedo pulgar o con la muñeca, sentir una crepitación de los tendones cuando se desplazan a través del retináculo extensor y evidenciar una inflamación en la zona externa de la muñeca sensible al tacto.

En estadíos mas avanzados se puede observar alteración sensitiva en el dorso del pulgar por compresión de una rama superficial del nervio radial.

 

tenosinovitis

 

CÓMO ALIVIAR LOS SÍNTOMAS

ecografia tendinitisPara alivio de los síntomas se debe aplicar hielo la muñeca durante 10 minutos cada hora durante el día. El hielo siempre envuelto en una toalla, nunca en contacto directo con la piel para evitar quemaduras.

ACTIVIDAD

Se debe descansar la muñeca. Una vez se pueda mover la muñeca sin dolor, se pueden iniciar ejercicios suaves de movilidad y estiramiento.

DIAGNÓSTICO

Se realiza mediante la maniobra de Finkelstein, consiste en cerrar el puño con los dedos sobre el pulgar quedando este arriba y a continuación realizar una desviación de la muñeca hacia el dedo índice.

Si se provoca dolor la maniobra es positiva y tenemos un caso de Tenosinovitis de Quervain.
La radiografía puede mostrar la calcificación de una o varias vainas. Su mayor interés es descartar afectaciones óseas o articulares de la proximidad.
La ecografía permite visualizar la estructura, morfología, grosor y continuidad de los tendones así como el estado de las vainas sinoviales.
La resonancia magnética nos permite ver todas las estructuras anatómicas corte por corte.

TRATAMIENTO DE FISIOTERAPIA

El objetivo del tratamiento de fisioterapia consiste en recuperar la correcta estructura de los tendones del abductor largo y extensor corto del pulgar y su vaina, disminuir la vascularización y el edema que engruesa su vaina y que produce una estenosis del canal del primer compartimento del retículo extensor.

Recuperando sus cualidades mecánicas, la correcta estructura tendinosa y corregir la alteración sensitiva producida por la irritación de la rama superficial del nervio radial.

Para ello existen diferentes técnicas y tratamientos que permiten la correcta recuperación de la Tenosinovitis de Quervain como son:
– Electrólisis Percutánea Intratisular o Musculoesquelética (EPI@ o EPM) Ecoguiada.
– Terapia Manual Osteopática.
– Láser.
– Terapia de Inducción Miofascial.
– Tratamiento con Indiba Activ.
– Ejercicios suaves de estiramiento sin dolor.

El objetivo es recuperar la normalización de las estructuras anatómicas afectadas.
El tratamiento con Neuromodulación Percutánea ecoguiada se realiza para corregir la sensibilidad alterada de la rama superficial del nervio radial.

El paciente debe realizar ejercicios en casa para favorecer la correcta recuperación, adaptados al grado de afectación de la patología y pautados por el Fisioterapeuta.
Además del tratamiento de Fisioterapia, los pacientes debieran recibir instrucciones adaptadas a cada sintomatología en particular.

Se informa al paciente sobre la actividad que debe evitar porque pueda incrementar su sintomatología. También de los movimientos y cargas que debe evitar y resultan dolorosos.
La enseñanza al paciente es un aspecto muy importante del tratamiento y permitirá tratar el mecanismo causante de la patología y no únicamente la sintomatología.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.